Abuelitis aguda

Podía escuchar la lluvia tras el ventanal de acero, como las gotas caían una a una hasta formar una hilera sinuosa. Pip. Pip. Pip.  El electrocardiograma marcaba frecuencias rítmicas acompasadas por los gruñidos de algún paciente que pasaba por el pasillo. “Buenos días, abueli” susurró mi alegre nieta. Dejó el bolso a un lado y vino directa a darme un fuerte y cariñoso achuchón. Me abrazó y le resbalaron un par de gotas hasta su puntiaguda nariz que acabaron chocándose contra mis envejecidos pómulos. “Abueli ¡¿Estás llorando?! ¿Abuelo? ¡¡ENFERMERA!!”. La enfermera de guardia le explicó a Amanda que había sido ella quien había mojado al “abueli” y le trajo una tila bien cargada y una toalla para que se secase el pelo. “Y sino haces lo que te digo iré encargando un batín feo y una cama nada cómoda para que pases la pulmonía al lado del abueli ¿Estamos?” le dijo la enfermera con cara de poca, muy poca broma. Aunque yo sé que estaba reprimiendo una carcajada. Me encantaba esa mujer. Amandita empezó a parlotear sobre los exámenes de final de carrera, sobre la idea de irse a vivir con Néstor, sobre las 8 multas de tráfico que no iba a pagar (Igualita que su abueli), sobre los trastornos psíquicos de sus vecinos y, lo que más me inquietó fue cuando habló de lo mucho que me echaba de menos. Volví a notar las mejillas mojadas y supe que era yo quien lloraba. Esta vez mi nieta no empleó gritos para avisar a la enfermera sino que fue hacía una salita con expresión de asombro y ojos esperanzados. Empezaba a dejar atrás la oscuridad y volvía a la fría y lluviosa realidad donde me esperaba unas sonrisas bobaliconas y un “¡¡Abueliiiiiiiiiii!!” que hablaba por si solo.

fotografía: weheartit.com / texto: infinity hope©
Anuncios

10 pensamientos en “Abuelitis aguda

  1. Jolín, Hope, los abuelis son mi debilidad, me has recordado a mi papá cuando estaba tan enfermito, los achuchones que le dábamos la familia y la paciencia con que nos miraba ensimismado, plácido… Siempre lo recordaré así.
    Besos mil, tesoro.

    Me gusta

  2. Me ha gustado tu comentario Paqui, porque te quedas con los buenos momentos que valen más que cualquier cosa!! Di que si 🙂
    Supermuaa!

    Me gusta

¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s